Hace poco más de un mes, el compositor y DJ David Guetta, sorprendía a propios y extraños con el lanzamiento de su nuevo videoclip. Sin embargo, lo que resultaba impactante esta vez no era el contenido (algo a lo que ya estamos acostumbrados), sino a la manera de transmitir el producto audiovisual en sí.

La innovación en este aspecto, radica en la necesidad de tener tu smartphone a mano para poder ver el videoclip de Guetta en tu ordenador al 100%, lo que nos lleva a pensar que podemos estar a las puertas de un nuevo género: el videoclip multidispositivo.

Dangerous Experience: o sincronizas, o te lo pierdes.

Esta vanguardista propuesta, llevada a cabo por el director sueco Jonas Åkerlund, nos da la oportunidad de ver un poco más de metraje, dejando menos margen a la imaginación del espectador. Para ello, simplemente hay que entrar en el enlace del video “Dangerous” y seguir las instrucciones que aparecen en pantalla, que no son otras que entrar en una URL muy sencilla desde nuestro smartphone, y teclear un código de sincronización que activará el videoclip multidispositivo. Solo queda disfrutar de la experiencia, ya que además de tratarse de un videoclip excelentemente realizado, gracias a esta opción, podremos observar otros puntos de vista, detalles y aportaciones visuales a los que de otra manera no tendríamos acceso.

Arte y tecnología, la fusión perfecta

Antes de que pudiéramos disfrutar del formato del videoclip multidispositivo, otros formatos se han adaptado a los tiempos en los que la falta de creatividad en el sector audiovisual, se paga cara. Aquí os dejo un par de ejemplos destacados:

El spot multicanal

La agencia publicitaria Aftershare.tv preparó una serie de spots para el grupo Atresmedia con el objetivo de ser emitidos en los canales de la misma. Esta campaña tenía una gran peculiaridad: cuando acababa uno de los spots, se invitaba al espectador a cambiar de canal (a otro dentro del mismo grupo, claro). ¿Cómo? Por medio de un storytelling en el que una figura destacada del grupo bailaba con otra persona no identificada. Para conocer la identidad de la pareja de baile, era necesario cambiar al canal y en el momento citados en el claim del spot.

El pago por carcajada

Gracias a la tecnología y a la visionaria mente de Xavi Tribó (de la agencia internacional GlassWorks), los asistentes a una de las obras cómicas del teatro Aquitania de Barcelona, fueron testigos de un método de cobro poco visto. Entraron gratis a ver la obra, ya que se les cobró la entrada al acabar la función. La tarifa, 0,30€ por carcajada (con un límite razonable si alguien se lo pasaba extremadamente bien). Todo ello gracias a 60 ipads colocados en la parte trasera de los respaldos en las butacas y a una tecnología de reconocimiento facial adaptada a su cámara.

En resumen, si nos pusiéramos a buscar, probablemente encontraríamos decenas de propuestas innovadoras y con el mismo o más interés que un spot, obra de teatro o videoclip multidispositivo. Curiosamente, las barreras actuales no las impone la tecnología, sino la imaginación humana.

3 COMMENTS

  1. Lorena Martínez Martínez

    Es increíble como el avance de la tecnología puede ayudar a ofrecer unas experiencias al usuario sorprendentes. Gracias por compartir este artículo tan interesante.

  2. Juan Francisco Romero Gutiérrez

    Hola MIkel,

    Acabo de ver el vídeo de David Guetta y me ha encantado la forma de interactuar con dos pantallas. Es una pasada la creatividad y explotar las tecnologías que tenemos a nuestra disposición para impresionar a los usuarios.

    Te doy 5 puntos!!

    Gracias.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Por favor, introduce tu nombre aquí