Como consecuencia de la investigación realizada por Daily Dot, Spotify ha expulsado a SpotLister, uno de los servicios de listas de reproducción que se encargaba de colocar canciones en las listas de reproducción y que ahora se considera que no cumple con los términos de servicio de Spotify.

Spotify lucha contra los servicios de terceros de listas de reproducción

Durante varios años, SpotLister tuvo como objetivo apoyar a los músicos a que ganaran un lugar en las listas de reproducción de Spotify. Cuando inició sus operaciones en 2016, ofreció servicios de lanzamiento para crear rumores en SoundClound y posteriormente en Spotify. Los clientes pagaban a los cofundadores de 21 años de cualquier lugar entre 1000 y 5000 dólares para que su música apareciera en la lista de reproducción de Spotify.

Después de todo, este servicio es conocido por presentar a sus usuarios música nueva a través de listas predeterminadas de canciones nuevas y emergentes. Las listas de reproducción representan además casi un tercio de todas las escuchas que se realizan en la plataforma de Spotify. De acuerdo con uno de los cofundadores de SpotLister, comenzaron pagando 5 dólares por una lista de reproducción agregada, lo cual les funcionó al principio.

Cuando más personas comenzaron a utilizar el servicio, los precios comenzaron a subir y después los playlisters se dieron cuenta de que eran relevantes y que valían mucho más. De hecho existen listas de reproducción que tienen 90.000 seguidores y que pueden cobrar entre 100 a 200 dólares por un complemento, hasta listas de reproducción que alcanzan los 500.000 seguidores y que cobran 2.000 dólares por una ubicación.

Artículos relacionados:  Year in Music de Spotify te resume cómo ha sido tu año musical

Lo que sucede es que Spotify prohíbe esta práctica y en un comunicado ha dicho que no permite que existan playlist de pago o de venta. De acuerdo con la plataforma de streaming, esto es algo negativo tanto para los artistas como para los fanáticos. La compañía mantiene una política estricta y toman todas las medidas adecuadas contra todos estos servicios de lista de reproducción de terceros que no se alinean con las directrices.

Lo curioso es que durante bastante tiempo esta política parece que no se aplicó del todo. Cabe mencionar que SpotLister tuvo acceso en algún momento a más de 1500 listas de reproducción que alcanzaron poco más de 11.7 millones de seguidores. A medida que comenzaban a aparecer más y más listas de reproducción, eventualmente se llegaba a las playlist de spotifu.

Más importante aún, debido a que los músicos generan ingresos en base al streaming, Spotify les paga de forma efectiva para que su música este disponible en la plataforma.