¿Qué es la publicidad encubierta?
5 (100%) 1 vote

Analizamos en profundidad la publicidad encubierta

Cada cierto tiempo nos encontramos con un caso de la llamada Publicidad Encubierta, una táctica publicitaria que se mantiene sobre el alambre de la dudosa moralidad, como si de un funambulista se tratara.

Cada vez que sale a la palestra un caso de este tipo, me llama especialmente la atención, ya que es complicado fijar los límites de lo que es moralmente aceptable en términos comerciales.

¿Qué es la publicidad encubierta?

Es una estrategia comercial en la que se trata de publicitar o promocionar un producto pero sin el aviso explícito al consumidor, lo cual es un arma de doble filo ya que por un lado se está engañando al público objetivo que ha sido impactado por ese tipo de publicidad, pero por otro resulta curioso observar como los resultados de este tipo de publicidad son realmente altos, según algunos estudios que se han realizado. Nada mejor que alguien nos recomiende un producto o servicio sin la presión de saber que nos están vendiendo algo.

En el caso de la publicidad encubierta el prospector nos está vendiendo un producto sin que nosotros nos demos cuenta, digamos que nos pilla con las defensas bajas, y en esos casos somos mucho más vulnerables, simplemente porque estamos pensando en un producto de forma más natural y en un ambiente relajado.

El último caso de publicidad encubierta realizada de forma flagrante, ha sido descubierto en Japón, concretamente en el portal CINRA.net que de forma asidua insertaba productos para promocionar en sus programas emitidos en streaming. Estas acciones fueron descubiertas y denunciadas. El portal trató de darle la vuelta creando un debate en redes sociales y en su blog, planteando a la audiencia la poca original reflexión de ¿Por qué es mala la publicidad encubierta? Un ataque de críticas feroces y varias acciones intimidatorias después, y el canal rectificó públicamente emitiendo un comunicado en el que pedía perdón.

Artículos relacionados:  Automatizar AdWords con ROAS

El caso, es que semanas después, las redes sociales se siguen haciendo eco de la mala praxis del portal online, al parecer se ha vuelto a realizar publicidad encubierta. Concretamente durante un programa que emitía una entrevista, en él, uno de los invitados sacaba una botella de té helado, algo así como el Nestea japonés, que vete tú a saber cómo narices se llama allí. El caso es que la escasa legislación que hay sobre el tema ha hecho que CINRA.net se aproveche de la poca profundidad de las lagunas legales del país.

La publicidad insertada en momentos cotidianos está permitida en España, siempre y cuando se indique claramente que se está realizando publicidad. En algunas series españolas de los noventa como Médico de Familia, se aprovechaba este vacío legal para por ejemplo promocionar productos alimenticios a través del llamado product placement, durante las largas escenas de desayunos en la caótica cocina de la familia Martín.

medico familia product placementSi alguien ha realizado una crítica feroz a la publicidad encubierta fue Peter Weir en su obra de culto El Show de Truman. Una película referente que tiene mil y una lecturas filosóficas y que ya vaticinó lo que sería la nueva forma de hacer televisión y publicidad.

Una  fuente de ingresos incombustible pero que, en ocasiones, produce cierta saturación. En la ciudad de Truman, cualquier momento es bueno para mostrar los productos de las empresas inversoras, como por ejemplo una revista canina cuando Truman compra el diario en el quiosco, máquinas corta césped, refrescos, etc.

De hecho, en la película se asegura que para recaudar más financiación para el espectáculo en que se ve envuelto Truman, todo está en venta, cualquier cosa que forme parte del decorado, lo que se relaciona claramente con una tendencia actual por realizar campañas comunicativas globales en nuestra sociedad, por ejemplo, ahora las grandes producciones cinematográficas se comercializan junto con todo tipo de productos relacionados: videojuegos, libros, incluso viajes a los países donde se rodaron algunas escenas, todo ello, para fomentar aun más si cabe, la sensación de experimentar una vivencia que nos es ajena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor, introduce tu nombre aquí