España es líder mundial en organización de eventos. Según datos elaborados por la Asociación Internacional de Congresos y Convenciones y recogidos en el informe The International Association Meeting Market 2013’, España es el tercer país que más congresos, conferencias y ferias internacionales celebra cada año, siendo superada por Estados Unidos y Alemania.

Por ciudades, en 2013 Madrid y Barcelona ocuparon la segunda y cuarta plaza, respectivamente, dato más positivo si lo comparamos con el año anterior: en 2012, Madrid ocupó el tercer puesto y Barcelona, el quinto.

También son positivos los datos reflejados en el estudio ‘Medición del Turismo de Reuniones relativo al año 2013 en las ciudades asociadas a Spain Convention Bureau’¸ elaborado por Madison Market Research. Según este informe, en 2013 se celebraron en España 19.619 reuniones (congresos, convenciones y jornadas), con un total de 3.431.479 asistentes. En él se recoge también que, si bien es cierto que, con respecto al año anterior, se produjo un descenso del 1,5% en el número de reuniones celebradas y en el impacto económico (de los 5.110, 23 millones de euros de 2012 a los 4.269, 48 de 2013), el número de asistentes se incrementó en un 13,4%, demostrando que el Turismo de Reuniones español goza de buena salud.

Las motivaciones que pueden llevar a una determinada compañía, institución u organismo a celebrar un evento pueden ser de diversa índole, pero el deseo de fondo es el mismo: comunicar un mensaje a una audiencia determinada.

Una de las principales ventajas asociadas a los eventos, y una de las razones que explica su creciente número de asistentes, es la posibilidad que ofrecen de ampliar la red de contactos y darse a conocer. Los asistentes no se conforman ya con asistir de forma pasiva. Quieren tomar parte activa, lo que obliga a explorar nuevos medios de comunicación e interacción.

En la ponencia ‘Nuevos Formatos, Tecnologías y Tendencias en Eventos’, ofrecida por Rosa Garrida y Mireia Iglesias en el Meeting Profesionals Internacional Spain 2012, ambas ponentes señalan la Gamificación como uno de esos nuevos caminos a explorar.

La Gamificación es la implementación de mecánicas y dinámicas de juego en ámbitos no lúdicos con el objetivo de hacer ciertos procesos más entretenidos y motivantes y fomentar con ello procesos de fidelización y engagement.

La Gamificación es una estrategia que se adapta a esa necesidad de “enganchar” y llamar la atención de la audiencia, y satisface ese doble deseo de los asistentes por participar de manera activa y hacer networking, ya que ciertas técnicas de juego, como la obtención de puntos por escanear códigos QR de otros participantes, pueden fomentar un acercamiento tanto entre asistentes como entre público y speakers.

La Gamificación de eventos crea una experiencia innovadora que diferencia al evento gracias al efecto “boca-oreja”.  Los asistentes perciben el evento como algo nuevo y hablan del acto, lo que dota de mayor visibilidad no solo al evento en sí mismo, sino también a los patrocinadores. Este es, precisamente, la razón que explica su consolidación como tendencia: el poder para atraer público y sponsors.

Foto de Turismo y Visitas Virtuales.

1 Comentario

  1. Lucia,
    Muy buen artículo. Este es el futuro del mercadeo en distintas partes del mundo, recalcando una vez más la importancia del usuario (me gusta llamarlo más persona) en las nuevas estrategias de comunicación y mercadeo que evolucionan poco a poco cambiando las tendencias de cualquier tipo de mercado.

    Nuevamente, excelente artículo.

    Un saludo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor, introduce tu nombre aquí