Entra en vigor desde el 13 de junio de 2014 la nueva Ley Nacional de Defensa de los Derechos de los Consumidores que afectará a las Ecommerce.

 

Está claro que es necesaria una ley de defensa del consumidor que salvaguarde los derechos fundamentales. Dicha ley trata de proteger a los consumidores y usuarios mediante la supervisión de  procedimientos eficaces, cuidado de su seguridad y salud, como defendiendo los legítimos intereses económicos y sociales de estos.

Promueve la información y educación de los consumidores, y desde las empresas a los consumidores para que estos tengan más conocimientos del consumo real que están haciendo.

Para eso, establece unos derechos básicos de los consumidores:

  • Derecho a la información.
  • Derecho a la educación y  formación en materia de consumo.
  • Derecho a la representación, consulta y participación.

 

Desde el pasado día 13 de junio ha entrado en vigor la nueva Ley Nacional de Defensa de los Derechos de los Consumidores que ha modificado la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios (LGDCU).

El objetivo es armonizar la normativa europea en materia de consumo dirigiéndose especialmente a las Ecommerce.

 

¿Cómo afecta esta ley a las Ecommerce?

En realidad se han hecho muchos cambios en esta ley, pero nos vamos a centrar únicamente en los que afectan a las Ecommerce, para las que los cambios más significativos han sido:

  • Gastos extras: se eliminan los gastos y costes ocultos que pueda haber en Internet.
  • Precios más claros: antes de finalizar la compra, se tiene que informar del coste total del la compra incluyendo el IVA.
  • Casillas previamente activadas: se prohíben las casillas estratégicamente marcadas previamente en las Ecommerce.
  • Cambio y devolución del producto: se amplía a 14 días el periodo para cambiar o devolver una compra, frente a los 7 días establecidos anteriormente.
  • Información clara: el vendedor debe informar claramente al cliente sobre el derecho de desestimiento, sino el periodo de devolución se ampliará a un año. Este empezará en el momento en el que el consumidor reciba las mercancías, y no en la firma del contrato como hasta ahora.
  • Sobre reembolso: los comerciantes deberán devolver a los consumidores el dinero del producto en un plazo de 14 días a partir del desestimiento, incluidos los gastos de entrega.
  • Desestimiento estandarizado: se habilita un formulario de desestimiento único para toda la Unión Europea.
  • Cargos extra: se suprimen los recargos por utilizar tarjetas de crédito y líneas directas.
Artículos relacionados:  La ambición de Amazon, no tiene límite

 

Esto es un pequeño resumen de los cambios que más afectan a las Ecommerce, pero si gestionas una, te recomiendo que leas atentamente la ley completa. Ya que hay muchos puntos que afectan directamente a las Ecommerce. Además, creo que debes saber que de no aplicar la normativa y ser “cazado” te pueden imponer una sanción de hasta 600.000€, pero obviamente dependerá de los casos.

Otra parte interesante de esta ley es la introducción de modificaciones y mejoras encaminadas a eliminar el “spam” o “acoso” telefónico a los consumidores por parte de algunas compañías. Seguro que no soy el único que en algún momento ha odiado a alguna compañía de telefonía o de ADSL después de varias llamadas en un mes ofreciendole algún producto que no le interesa y que ya ha comunicado con anterioridad que no le interesaba.

 

¿Crees que esta ley es adecuada?

 

 Imagen de Infocux Technologies

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor, introduce tu nombre aquí